sábado, octubre 13, 2007

Ahora si

Desde muy nina me gustaba hacerme cargo de las situaciones para que los que estuviesen a mi alrededor no les faltara nada, recuerdo que al jugar con mis amigos, me gustaba siempre hacer chistes y verlos reir, al jugar la policia y el ladron era mas facil ser el ladron pues tenia mas posibilidades de esconderse a quien le tocaba y el policia debia buscarlo como jugar a las escondidas, a mi no me molestaba ser el policia, pero trataba de encontrar al ladron para que rapidamente se intercambiaran los papeles, luego me daba por defender a mis hermanas una de la otra cuando peleaban entre si, nos dabamos unos golpes en los pulmones que era para quedarse sin ellos, pero las defendia. Luego cuando mi abuelita empezo a decaer con los anos, yo ya tenia mi empleo, asi que le prometi que mientras yo trabajara a ella yo le compraria sus medicinas, asi lo hice por muchos anos, cuando recibia mi salario, lo primero que hacia era pagar a mi chofer su salario e ir a la farmacia y comprar las medicinas de todo el mes de mi abuela, luego darle dinero a mami para que lo use como quisiera, a mis sobrinos (en ese entonces solo estaba Paola) le compraba todo lo que me venia en gana, para Navidad de 1998 ella tenia 5 meses de nacida y le compre un carro electrico el cual nunca uso pues no le gustaba, pero yo me metia dentro del carro y andaba por los pasillos de la casa y me divertia si, le prometi que cuando ella fuera a la Universidad yom le regalaria su primer carro, el que ella quisiera, la verdad ahora tengo 3 sobrinos y debo comprar 3 carros, para que no se me pongan celosos los otros.

La cosa es que, desde el ano pasado me decidi por enviar una ayuda mensual al hospital St. Jude, para los ninos enfermos de cancer, no he fallado ningun mes, desde que alguien me dice que hay una persona enferma en Dominicana o en Colombia de inmediato me voy al wester union y le envio el dinero para que compre medicinas o lo que necesite, en realidad solo pienso en que estarian comprando frutas con el dinero, pues para que un enfermo se restablezca nada mejor que la comida, me da mucha alegria cuando ayudo a alguien. Ayer me llama mi mama, y me dice que el dinero que le envie a Paola para su viaje, ella lo uso en donacion, pues una senora que esta ciega le envio un mensaje para que le de dinero, mami asi lo hizo, mas tarde otra senora la llamo para pedirle que le compre sus medicinas, esa senora su hijo fue asesinado y era quien se hacia cargo de ella, asi que, me dio tanta pena por las dos senoras, que le dije a mi mama ''fijese, a partir de ahora me hare cargo de esas dos senoras, voy a enviarte el dinero cada mes para que no les falten a ninguna de las dos sus medicamentos'', mami me pregunta, Pero y tus gastos, que vas a hacer?, la verdad es que me protegi para esos momentos, tengo unos ahorros que me permiten estar sin trabajar por mucho tiempo y aun dandome mis gustos como estoy acostumbrada, ya no debo de preocuparme por comprar mi casa pues ya lo hice el ano pasado, no creo en tener una familia grande que me impida hacer estas cosas y aumentar mis gastos y que me afecte, lo que si me afecta es saber que alguien no tiene medicinas, que alguien no ha comido, para eso prefiero dejar a Paola sin carro y sin viaje, pero se que las cosas seguiran bien y podre hacer lo que desee.

2 comentarios:

B@B@ dijo...

ke linda...a personas como tu Dios la ayuda mas...ke Dios te bendiga...

Cheluca dijo...

Ojalá existieran más personas como tú en el mundo. Por que aún teniendo los recursos hay muchos que no ayudan a nadie!!!
Es cierto que la caridad comienza por casa, pero se ve que tu casa es grandísima... Dios bendiga tu mano y multiplique todo aquello que entregas!